Un encuentro con el Mariposario interactivo del Jardin Botánico Nacional

Un encuentro con el Mariposario interactivo del Jardin Botánico Nacional

Fotos: Arq. Nathalie Caraballo De Peña

Nuestra media Isla cuenta con una rica y variada fauna, lo que hace de República Domincana un destino rico en recursos naturales, haciendo de ésta región tropical un lugar hermoso y único.
En interés de llevar hasta ustedes lo bueno e interesante que tiene nuestra biodiversidad, tuvimos un encuentro con el Mariposario del Jardín botánico Nacional.

 En este armonioso escenario conviven hermosas y coloridas mariposas, colibrís, pájaros, semilleros, exuberante vegetación y una especie de riachuelo artificial donde cohabitan diversos peces.

Siete mil metros cuadrados y el ecosistema natural de seis especies de mariposas endémicas que interactúan con el visitante,   componen un mosaico de colores que ha sido denominado el “Jardín de las Mariposas”.el cual se constituye en un nuevo y valioso aporte de personas y empresas comprometidas con el estudio, manejo y protección de los recursos de la biodiversidad dominicana, para alcanzar un manejo eficaz y sostenible del ambiente en la República Dominicana.

Este interesante “mariposario” construido dentro de el Jardín Botánico Nacional Dr. Rafael María Mocoso, e ideado y dirigido por la Sra. Francina Lama de Barletta, amante de estos insectos y presidenta de la Fundación Jardín de las Mariposas, abrió recientemente sus puertas al público con la intención de educar y recrear a visitantes nacionales y extranjeros.
Según asegura Ricardo García, Director del Jardín Botánico, en este proyecto solo serán expuestas mariposas endémicas de República Dominicana como por ejemplo la cebra, las cuales son criadas y controladas por los cuidadores especializados. Este mariposario será un gran aporte, tanto en el aspecto científico y educativo como turístico, pues aquí se está creando el ambiente ideal para conservar distintas especies para que los visitantes puedan aprender sobre la vida, transformación y aporte de las mariposas al ecosistema”, comenta García.

Las mariposas son insectos voladores, tanto diurnos como nocturnos, que caen dentro de la categoría de los lepidópteros, de las cuales existe una amplia variedad en el país.
Los cuidadores dirigen el nacimiento de las mariposas desde la formación de los huevos hasta el surgimiento de los gusanos, que más tarde se convierten en crisálidas para transformarse en bellas mariposas. Cada día liberan los ejemplares nacidos por la mañana.La selección de ejemplares se rige por la longeviLdad de las especies en este entorno artificial, que puede llegar hasta los tres meses de vida en algunos casos.

Los visitantes podrán explorar libremente el espacio o bien seguir una visita guiada que inicia con un paseo a través de un sendero, donde podrán disfrutar de las diversas plantas y flores, así como de las aves que visitan el lugar, en horario de 9:00 de la mañana a 5:00 de la tarde, diariamente. La entrada tiene costo de 70 pesos los adultos y 50 pesos los niños. Además podrán aprovechar y disfrutar de todo el Jardín Botánico.
Un poco más sobre las hermosas mariposas: 
Las mariposas hembras depositan los huevos en una planta, de ahí nacen como larva, muy parecida a los llamados “gusanos de seda”. Pero en realidad son orugas y se alimentan tragándose las hojas o tallos tiernos a la vez que crecen rápidamente. Cada especie requiere una o unas pocas especies de plantas para su alimentación, y la extinción de una planta puede arrastrar la de una mariposa.
En un momento de su desarrollo, la oruga se protege en un lugar resguardado, construye un capullo y allí se transforma en crisálida. En este estado no se alimenta, y sufre grandes cambios metabólicos y morfológicos, cuyo conjunto es llamado metamorfosis. La mariposa adulta sale rompiendo el esqueleto externo de la crisálida.
Son habilidosas, éstas vienen al mundo instintivamente programadas para reconocer aquélla planta en que deben poner sus huevos por ser la más adecuada para la alimentación de las larvas; y aún para buscar en cada planta las hojas más tiernas y desechar las secas o a punto de secarse, que ya no tendrían comida para la descendencia cuando ésta abra los ojos a la vida


Volquemos nuestras energías en familia a la sana y productiva recreación,  hagamos turismo interno!!
Sobre el Jardín Botánico Nacional.- 
Es la entidad responsable del estudio, conservación y difusión sobre la flora Dominicana, así como fomentar la educación y conciencia ambiental, manteniendo el espacio idóneo para las colecciones vivas de herbario y para recreación del público en general.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *