EEUU pedirá a turistas y viajeros declaración jurada sobre COVID-19

EEUU pedirá a turistas y viajeros declaración jurada sobre COVID-19

Desde el 26 de enero, 2022, las personas que ingresen a Estados Unidos vía área tendrán que firmar una declaración en la que juran, entre otras cosas, que se hicieron la prueba PCR para detectar el COVID-19 por lo menos tres días antes y que están autorizados para viajar.

Desde ya las aerolíneas están informando a los pasajeros sobre este nuevo documento que deben llenar a solicitud de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC, según siglas en inglés).

Esto, adicional a que tendrán que llevar su prueba PCR negativa o, en su defecto, una constancia médica de ya se recuperó.

La declaración establece que debe ser llenada por separado por cada persona de dos o años más. En el caso de pasajeros de 2 a 17 años, los padres o una persona autorizada pueden llenar la declaración por ellos.

Una persona puede dar fe en nombre de otro pasajero para quien esté autorizada a enviar información (por ejemplo, miembros de la familia inmediata, tutor legal o agente de viajes).

Especifica que la información proporcionada debe ser precisa, y advierte que “no proporcionar la declaración jurada, o enviar información falsa o engañosa, podría resultar en un retraso en el viaje, negación del abordaje, negación de abordaje en futuros viajes o poner al pasajero u otras personas en riesgo de sufrir daños, incluidas lesiones corporales graves o la muerte”.

“Cualquier pasajero que no cumpla con estos requisitos puede estar sujeto a sanciones penales (…) Proporcionar intencionalmente información falsa o engañosa puede resultar en multas penales y encarcelamiento bajo, entre otros, 18 U.S.C. § 1001”, dice el documento.

De acuerdo a lo publicado por el periódico Diario Libre,  los CDC usarán esa información “para ayudar a prevenir la introducción, transmisión y propagación de enfermedades transmisibles mediante la realización de investigaciones de rastreo de contactos y notificando a las personas expuestas y las autoridades de salud pública y para educación, tratamientos, profilaxis u otras intervenciones de salud pública apropiadas incluidas las restricciones de viaje”.

Las compañías aéreas deberán conservar esta información hasta por dos años en el archivo del pasajero.Las personas que hayan dado positivo a la prueba de COVID-19, y aún aspiren a viajar deben llevar un récord médico para probar que no infectan a nadie.El presidente Joe Biden dispuso además que las personas que lleguen desde otros países deberán realizar una cuarentena. Sobre este aspecto, las autoridades todavía no han detallado de cuántos días sería, ni los lugares dónde se quedarían las personas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *